domingo, 15 de abril de 2007

UN VIAJE A LEJANAS TIERRAS

Niño Johnson en busca del congreso perdido

Suena el despertador y descubro una luz cegadora que se cuela por la ventana. Deben ser las 6 de la mañana (sí, yo también madrugo a veces) y me pregunto qué cojones hago yo a esas horas en una puta habitación sin persianas. "Coño, estoy en England", me confirmo con mala cara, no tanto por mi situación espacial sino más bien por la temporal. Entonces me doy cuenta de que o me pongo en movimiento o llego tarde al registro del congreso. "¡Venga tío, que nos vamos!"

Pues sí, aquí en esta tierra de angloparlantes me encuentro, acompañado de un ser peludo, coloro, odoro, e insípido (me supongo) para presentar en un congreso (internacional, ojito) un póster sobre mis trabajos para la tesis doctoral. No queda otra; o acumulo méritos o no saco plaza ni en la Universidad de Pingalamorra de Abajo.

Esta mañana me he registrado por fin, acompañado de mi inseparable compañero, al cual incluso he introducido en el mundillo de las personas importantes (los ingenieros, por supuesto). Estaba como acojonado el pobre, entre tanto pibe trajeado hablando en lenguas extrañas. ¡Casi se me pone a temblar cuando ha descubierto a un individuo de INTEL entre los asistentes! No obstante, se le ha pasado rápido la tontería cuando ha descubierto un catering gratuito: no ha tardado ni 5 segundos en rapiñar un zumo de naranja (servido en vaso de Starbucks, por supuesto). Después, aunque era muy golosa la idea de quedarnos a gozar de amenas charlas relativas a sistemas microelectrónicos y micromecánicos, hemos preferido visitar el museo de la ciencia y jugar con los cacharrillos esos de los niños. Incluso nos hemos podido meter en la piel de un importante ministro de industria y plantar centrales energéticas limpias (y no tan limpias) a diestro y siniestro hasta que la opinión publica exigía nuestra inmediata dimisión (¡como en España!).

Bueno, por hoy cierro mi peculiar resumen de los últimos acontecimientos acaecidos sobre mi persona. Ya os iré informado de mis movimientos. Perdonad si he parecido algo pedante a lo largo de mi discurso iniciático en este nuestro blog, pero os habéis puesto todos tan filosóficos que me daba vergüenza estropear el asunto con soeces y vulgares injurias y palabras malsonantes.

Un saludo a todos.

4 comentarios:

Rodrigator dijo...

¡¡¿¿COMOO??!? !!¿PERO ANGEL MADRUGA??! juasjuasssjuaass

Marcianica dijo...

wow! otro internacional.... a ver si se nos va a acabar marchando.. :( Suena a persona importante y todo ;) Suerte estos días y a cojer el toro por los cuernos, que tu puedes!!

alberto dijo...

Sí, niños y niñas, creerlo o no pero angel madrugo; y mañana también tiene que madrugar! Lo aguantará? Me respeterá esta noche?

Marcianica dijo...

Habrá respetado Niño Johnson a Alberto....? Creo que nos quedaremos con esa duda.. Es algo que siempre estará entre ellos dos.. ;)